La progresión de Aitor Ruibal en Liga Santander

Tanto Estadio Deportivo (He cumplido un sueño) como ABC Sevilla (Sueño cumplido) se hacían eco de las declaraciones de Aitor Ruibal, tras la disputa de un partido amistoso de FIFA21 en la Liga Virtual de Fútbol,  en la que, entre otras cosas, respecto al uso de datos y del Big Data en su mejora deportiva indicó que: “«Los datos físicos sí nos lo suelen pasar y los miro para ver si estoy en mi nivel o incluso mejor, pero soy más de analizar los partidos por sensaciones que por estadísticas»”.

En fiebreFútbol hemos decidido comprobar si las sensaciones que tiene en su nueva etapa en el Betis, un sueño cumplido, guardan relación con las estadísticas que genera en cada partido disputado. Para ello, usando la herramienta de nuestro partner InStat realizamos una comparativa de su temporada pasada en el CD Leganés y de esta en el Real Betis Balompié.

La mejora de Aitor Ruibal es patente y demuestra el porqué de su asentamiento en el conjunto verdiblanco. Con un reparto de minutos disputados, el crecimiento del extremo catalán como jugador es notorio en varias parcelas del juego como por ejemplo en el porcentaje de efectividad de lanzamientos (22% vs 43%) cuando además ha aumentado el número de lanzamientos a portería (0.21 vs 0.38), reduce el número de balones perdidos (5.8 vs 5.1), mejora en número de regates realizados por partido (3.4 vs 3.6), mejora en efectividad de pases (74% vs 77%) o en porcentaje de disputas ofensivas ganadas (40% vs 43%) siendo en el resto de parámetros analizados similares o iguales a los de la temporada pasada.

Aitor demuestra que está creciendo año a año subiendo en cada aparición su techo deportivo y el Real Betis, y su entrenador, son los más beneficiados del rendimiento del jugador.